ElsitioPorcino.com - Avicultura, Salud Aviar, Bienestar, Enfermedades, Noticias Avícolas, Artículos, Fotos Avícolas

Artículos

Bioseguridad en las granjas intensivas de ganado porcino: 2 - infraestructura y transporte

13 enero 2016

El diseño y construcción de las instalaciones es clave para mantener la sanidad de la granja mientras que el transporte es por donde se introducen una serie de patologías fundamentalmente de tipo vírico. (Segunda parte de una serie de tres artículos).

Artículo de Jesús M. Lamana, asesor veterinario, España.

La bioseguridad en una granja la podemos aplicar en tres fases:

- Bioseguridad en el diseño y construcción de la explotación: infraestructura

- Bioseguridad en el transporte

- Bioseguridad en el manejo dentro de la granja

En esta segunda parte de la serie se discute la bioseguridad en la infraestructura y la bioseguridad en el transporte. La bioseguridad en el manejo de la granja se presentará en la tercera parte. (Lea la primera parte de esta serie: Bioseguridad en las granjas intensivas de ganado porcino: 1 - introducción). 


Vado sanitario en la entrada a la granja

Bioseguridad en la infraestructura

El diseño y construcción de las instalaciones es clave para mantener la sanidad de la granja, los errores en estos aspectos se pagan continuamente ya que los defectos en la construcción son difíciles de subsanar y penalizan a la granja en su rendimiento, para su solución definitiva habría que volver hacer una inversión económica lo que implicaría el aumento del coste de producción durante años.

Cuando se construye una granja hay que mantener unas distancias obligatorias a otras explotaciones porcinas, en España se establece legalmente una distancia mínima entre explotaciones de 1 km y en el caso de explotaciones de selección y centros de inseminación artificial (CIA) la distancia es de 2 km., esto permite defender sanitariamente a las granjas ya establecidas.

Enfermedades porcinas transmitidas por aerosol
Transmisibles a poca distancia Actinobacillus pleuroneumoniae (App)
Enfermedad de Glasser (Hp)
Rinitis atrófica (RA)
Neumonía enzoótica porcina (NEP)
Hasta 4 km. Síndrome Respiratorio y Reproductivo Porcino (PRRS)
Influenza porcina (IP)
Más de 5 km. Enfermedad de Aujeszky (EA)
Fiebre aftosa (FA)

En la construcción de las naves y alojamientos se deben cuidar al máximo las posibilidades de entrada de todo tipo de ratas, pájaros etc. ya que pueden ser vectores de agentes patógenos. La construcción debe de estar lo más alejada posible de mataderos, plantas de tratamiento de residuos ganaderos y de grandes vías de comunicación.

El vallado perimetral de la granja es obligatorio por ley y todas las granjas lo poseen, pero con el tiempo se deteriora y a veces no está completamente estanco. El vallado integral garantiza el aislamiento de la granja frente a animales domésticos y salvajes, también es importante para el control de acceso de vehículos y personas ajenas a la explotación. La altura aproximada será de dos metros, con un ancho de red de 5 cm y conexión al suelo sólida.

En los sistemas de cría porcina extensiva los animales salvajes son un grave problema ya que son reservorio de enfermedades que pueden contagiar a las cerdas, como pueden ser la enfermedad de Aujeszky, etc.

muelle de carga para cerdos con destino al matadero
Muelle de carga para cerdos con destino al matadero

Bioseguridad en el transporte

Esta es la asignatura pendiente de una buena parte de las granjas porcinas, ya que es por donde se introducen una serie de patologías fundamentalmente de tipo vírico, recientemente lo hemos vivido con la diarrea epidémica porcina (vDEP) en Estados Unidos.

El vado obligatorio de desinfección de los neumáticos de los camiones a la entrada de la granja es insuficiente para evitar la introducción de potenciales gérmenes, porque no siempre tiene agua y desinfectante ya que es muy fácil de que se evapore y solo se impregnan los neumáticos, es mejor sustituirlo por un arco de desinfección que rocía al vehículo con el agua y el desinfectante por toda su superficie.

Para hacerlo funcionar solo se necesita un motor de 1,5 CV e introducir un desinfectante al sistema del agua, por supuesto lo ideal sería que nunca entrara en la granja ningún tipo de vehículo, cuba de pienso, transporte de ganado y visitas dentro del perímetro de la explotación. Con la entrada de camiones dentro de las granjas, ya de por sí es un problema, no entra solo un vehículo que va de granja en granja sino también un chofer que maneja el camión y que circula dentro de esta, en estos casos hay que prohibir la entrada a las naves del ganado a los conductores y proporcionarle calzas y buzo de papel antes de bajar del camión.

Transporte de ganado a matadero

Los camiones de transporte de ganado a matadero son también una de las vías de entrada de problemas sanitarios en las granjas. En las granjas con censos más bajos muchas veces no pueden llenar un tráiler por lo que éste lleva animales vivos de otras granjas. En el matadero hay una gran concentración de vehículos, animales en espera, personal, etc. todo esto debe de hacernos más precavidos y siempre tener una manga y un muelle de carga hasta la valla perimetral para así tanto el camión como el chofer no entren nunca en la granja. La zona donde se estaciona este tipo de vehículo debe ser posteriormente desinfectada.

Lavadero-y--desinfeccion-de-camiones cerdos- el sitio porcino
Lavadero y desinfeccion de camiones

Recogida de cerdas de desvieje

El transporte más problemático en la práctica como vehiculador de patógenos tanto víricos como bacterianos son los camiones de recogida de cerdas de desvieje. Mi experiencia personal es que en los momentos en que hubo peste porcina africana (PPA) en España era que la epidemiologia de esta enfermedad estaba ligada en un gran porcentaje a este tipo de transporte. Hablamos siempre de enfermedades legisladas, pero esto es también valido para todo tipo de microorganismos patógenos como el que produce la ileitis, disentería porcina, etc.

Los camiones y las rutas de recogida de cerdas de desvieje tienen unas características muy peculiares y de una difícil solución sanitaria estricta. Normalmente un tratante que recoge cerdas de desvieje, al principio de su recorrido por la mañana podemos suponer que el vehículo este bien desinfectado, posteriormente va cargando cerdas de granja en granja en una cinco en otra dos, etc. Los vehículos que se utilizan son de bajo tonelaje y al final del día descargan los animales en una granja de “transición”, aquí se concentran las cerdas hasta que en unos días hay suficiente número de animales para llenar un camión e ir a los mataderos específicos para sacrificio de cerdas.

Este trasiego tiene su lógica ya que un matadero para cerdas de desvieje con un peso medio de 210 km peso vivo no es un matadero normal, por lo que este sistema de recogida y concentración va a persistir. La media de reposición de reproductoras en una granja porcina es entre un 30-40 % cada año.

La lógica sanitaria es que no se puede bajo ningún concepto dejar entrar este tipo de vehículo en la granja así como tampoco a su conductor. Hay granjas con muy buena bioseguridad que con sus propios medios van a un punto determinado donde hacen transbordo de las cerdas de camión a camión sin que de esa manera haya riesgo sanitario de ningún tipo en la granja.

Hay virus como el de la enfermedad vesicular porcina (EVP) que son muy resistentes en el medio ambiente, el virus es capaz de permanecer infectivo durante años en las instalaciones de una granja y desde luego en los camiones. En los episodios de peste porcina clásica (PPC), EVC, etc. en las últimas décadas en la UE, se ha demostrado que los camiones no solo han transportado los animales sino también los virus.

Lavadero y desinfeccion de camiones
Vallado perimetral en la granja

Factores de transmisión

Hay que tener en cuenta una serie de factores en la transmisión de las enfermedades animales como son el tiempo de eliminación o excreción de los agentes patógenos que suele ser diferente para cada edad. La cantidad necesaria para producir enfermedad, en el caso del virus PRRS la cantidad infectiva es muy pequeña para afectar a otros animales.

Otros factores son el período de incubación de la enfermedad muy diferente y particular para cada una de ellas, el período de excreción, hay bacterias como la Salmonella que se eliminan intermitentemente, es decir que un análisis laboratorial de las heces puede dar negativo y posteriormente positivo porque en ese momento se está excretando la bacteria.

Otros factores a tener en cuenta son la contaminación del medio ambiente, el mantenimiento de portadores o reservorios y su implicación en la transmisión de las enfermedades así como la importancia del transporte ganadero en ésta.

También le interesaría

Bioseguridad en las granjas intensivas de ganado porcino: 1 - introducción

Bioseguridad en las granjas intensivas de ganado porcino: 3 - manejo dentro de la granja

Enero 2016

Compártelo

Vitrina de la Industria

Patrocinadores

Socios


No se pierda...

Señales Porcinas: Observa, Piensa, Actúa - 5m Books