ElsitioPorcino.com - Avicultura, Salud Aviar, Bienestar, Enfermedades, Noticias Avícolas, Artículos, Fotos Avícolas

Últimas Noticias

Tutorial en vídeo ayuda a establecer manejo de nulíparas para controlar PRRS

11 enero 2016

MUNDO - Para ayudar a los veterinarios y ganaderos a prevenir más eficazmente la propagación del PRRS en sus hatos reproductores, la compañía farmacéutica HIPRA ha lanzado la cuarta serie de las recientes series de vídeos educativos, que analiza el manejo de nulíparas.

La entrada de las nulíparas es una de las principales causas de desestabilización del PRRS en las explotaciones porcinas y una fuente de entrada de nuevas cepas del virus a las cabañas reproductoras. Para evitar que esto ocurra, y ni las nulíparas ni la cabaña a la que llegan se infecten, se deben poner en marcha una serie de protocolos. El manejo al introducir la nulípara en una explotación es muy, muy importante.

En primer lugar, los animales se deben poner en cuarentena. A través de este procedimiento, se puede observar y hacer pruebas a los animales que llegan, aislados. Así, el ganadero podrá verificar si las nulíparas que llegan han estado expuestas al PRRS antes, ya sea a una cepa homóloga (que ya se encuentra en le explotación) o heteróloga (que no existe en la explotación).

Durante la cuarentena, se hacen pruebas a las nulíparas tanto de presencia del virus de PRRS, como de exposición previa al virus.

Estas pruebas se hacen tanto por procedimientos RCP (reacción en cadena de polimerasa) como por pruebas serológicas.

Estas pruebas indicarán al productor si la nulípara ha estado expuesta al PRRS, y a qué cepas. Es muy importante porque si una nulípara tiene una cepa de PRRS que no es homóloga a la de la explotación, la cerda no podrá introducirse al hato reproductor.

La nulípara puede incorporarse al hato reproductor después de este procedimiento pero debe inmunizarse primero. La inmunización puede ocurrir a través de la vacunación o de la exposición al virus, pero debe hacerse antes de incorporarse a la cabaña en la explotación que tiene stock virémico. Este proceso se llama "aclimatización" y es clave para evitar la desestabilización del hato reproductor.

De principio a fin, este proceso debería llevar aproximadamente entre 8 y 12 semanas.

Con esta nueva herramienta HIPRA consolida su compromiso con el control del PRRS y refuerza su posición como referente en la prevención de la salud animal.

Para ver el vídeo de HIPRA y obtener más información, haga clic aquí.

Source: Associated Press



Compártelo

Noticias Relacionadas

Más Noticias

Patrocinadores

Socios


No se pierda...

Señales Porcinas: Observa, Piensa, Actúa - 5m Books